¿Tienes dudas o quieres una cita?

Contacta con nosotros
Rellenar el formulario

    Sí, he leído y acepto la política de privacidad

    Sí, acepto recibir novedades de Total Laser

      SOLICITA TU CITA AQUÍ

      Asesoramiento personalizado para tu tipo de piel

      Sí, he leído y acepto la política de privacidad

      Sí, acepto recibir novedades de Total Laser

      1depilacion-laser

      En Total Laser, vuestro CENTRO DEPILACIÓN LÁSER BARCELONA, nos gusta proporcionaros consejos sobre cuál es un forma positica de tener la piel libre de vello durante todo del año.

      Conocer el ciclo del vello nos ayudará a saber cómo conseguir los resultados de la depilación láser. El vello tiene tres fases de crecimiento principales:

      La primera fase se llama anágena, y es el momento en el que la raíz del pelo está unida a la papila; comienza el crecimiento.

      La segunda fase se llama catágena. En ésta fase es cuando las células matrices permanecen en estado de reposo y la raíz comienza a separarse de la papila.

      La tercera fase se llama telógena y es en la que desaparece la papila, el bulbo comienza a queratinizarse y el pelo se cae.

      Es importante hacer un estudio sobre el vello porque, en cierto momento, la mayoría del vello de nuestro cuerpo se encuentra en la fase anágena. Éste es el periodo ideal para realizar el tratamiento de depilación por láser, ya que es en esta fase cuando se consiguen resultados visibles. Por tanto, siempre recomendemos rasurar la zona unos días antes para facilitar que más cantidad de vello se encuentre en fase de crecimiento cuando vengáis a vuestra sesión.

      Debéis tener en cuenta que cuando os hagáis el tratamiento de depilación láser, pueden haber folículos que se encuentren en cualquiera de las tres fases (antágenacatágena o telógena). Esta es la razón por la cual se deben hacer diferentes sesiones de depilación láser separadas en el tiempo; se localiza el pelo en fase de crecimiento, y así se elimina por completo y con más probabilidades de éxito.

      Esta es otra de las razones por las que las zonas donde cuesta más eliminar el vello son aquellas en las que hay más folículos pilosos.